viernes, 24 de octubre de 2008

Nieve falsa

Quiero nieve falsa, de esa que hay en las películas, de esa que es blanca, de la que revolotea entre la mirada de la preciosa protagonista y el apuesto extra del fondo de la tienducha, en la que entra la joven a comprar un bollo y un humeante café (falso también).
Quiero nieve falsa, de esa que no es fría, de esa que no se derrite, de la que cubre el cartón-piedra donde habita un ratón sorprendido por su nueva cama.
Quiero nieve falsa, con la que haces como que te resbalas, esa que se acumula en el gorro de lana para no marcharse jamás.
Quiero nieve falsa, de esa que hay en las películas, esa que se esconde en cada rincón inalcanzable para el recogedor y su señora la escoba.
Quiero kilos y kilos de nieve falsa. Se que es falsa, soy consciente, pero hasta que llegue el invierno quiero nieve falsa.


Quiero nieve falsa, como la atrapada en las bolas de cristal.

2 comentarios:

Guri dijo...

Sabes de donde la sacan?
comprate un televisor de 75 pulgas, sí, pulgas, no pulgadas, y verás que vienes entre esas cosas blancas que sirven de protección. Desmenúzalas, y haz nieve falsa ;)
porque te hará falta, que hay mucho cambio climático ^^

chuu

rha dijo...

Pero la nieve de verdad es mejor ^^ aunk esté fría y moje...es octubre, el invierno llega enseguida...y yo seré la primera en tirarte a los monticulos de nieve(de la de verdad) para k veas k es divertido.